Giallo Barbera: la moto sparisce, poi lo sfogo sui social

Mistero sulla moto dello spagnolo

0
532
Hector Barbera (Getty Images)

Supersport | Giallo Barbera: la moto sparisce, poi lo sfogo sui social

Incredibile quanto accaduto durante la terza prova del Mondiale Supersport. La Yamaha YZF R6 di Barbera, improvvisamente è sparita dal paddock tanto che ancora ora è in corso un’indagine per capire dove sia finita la moto dello spagnolo di proprietà del Team Toth. Nel momento in cui si doveva svolgere il wurm-up la casella dello spagnolo è rimasta improvvisamente vuota.

Nel paddock si è subito diffusa la notizia che la moto sarebbe stata rubata. Poco dopo però è apparso sul profilo ufficiale del pilota spagnolo un comunicato dove dichiara: “Fin qui siamo arrivati. Per la mia sicurezza e per quella degli altri corridori oggi non potrò iniziare la gara, non avremo i mezzi e quello che è cominciato come un sogno finisce come un incubo”.

Se sei interessato a tutti gli aggiornamenti su Barbera CLICCA QUI

Problemi di sponsor dietro la rinuncia

Barbera ha poi proseguito: “I problemi di sponsor hanno fatto si che quest’avventura in SSP finisse oggi. Abbiamo cominciato questo progetto con grande entusiasmo. Sono quarto in campionato e penso che con un normale equipaggiamento avrei potuto essere molto competitivo e aver soddisfatto il mio obiettivo”.

Resta aperta la questione e il giallo attorno ad una moto che da un lato sembra sparita, ma dall’altro sembra non essere scesa in pista per mancanza di soldi da parte del team. Nei prossimi giorni si saprà sicuramente di più sulla questione.

Antonio Russo

 

Visualizza questo post su Instagram

 

Hasta aquí hemos llegado. Por mi seguridad y por la seguridad de los demás pilotos hoy no podré salir a la carrera, no tenemos medios. y lo que empezó como un sueño acaba como una pesadilla. Los problemas de impagos y de cumplimiento del acuerdo entre el que tenía que ser nuestro patrocinador principal y el equipo hacen que esta aventura en SSP termine hoy, en casa, en una carrera que me hacía especial ilusión, sin que ni siquiera pueda correr la carrera. Empezamos este proyecto con mucha ilusión, estrenando todo el material en Australia y sin entrenar, con una moto prácticamente de calle y aún así, con lo mínimo imprescindible en la parte técnica conseguimos acabar cuartos. Después de esa carrera comenzaron los problemas financieros y eso hizo que tuviese que disputar la carrera de Tailandia sin apenas recambio y con un motor con demasiados kilómetros. Aquí la situación es la misma, pero ya no podemos estirar más lo que tenemos, y por responsabilidad no debo ni salir a pista. Estoy cuarto del campeonato, y creo que con un material normal podría haber sido muy competitivo y haber cumplido mi objetivo para este año, que sobre todo era disfrutar y volver a sentirme piloto. También el equipo tenía esa ilusión, desde el dueño hasta el último mecánico. Me da mucha rabia, porque me siento muy bien y estoy trabajando como nunca. Pero no me voy a rendir y voy a seguir entrenando para estar preparado por si surge alguna posibilidad de seguir con lo que más quiero, que es pilotar. Siento mucha rabia e impotencia, en la tercera carrera con estos medios y después de estar CUARTOS en la clasificación general, no nos queda otra que aceptar esta situación y seguir peleando como he hecho en estos años. Lo siento en el alma por todo el mundo que ha venido a ver las carreras y no podré estar en pista, por todos mis seguidores, y por toda la gente que siempre me está apoyando.

Un post condiviso da Héctor Barberá (@hectorbarbera8) in data: